Google
Web dns.bdat.net
next up previous contents
Next: Lectura desde la entrada Up: Programas de shell Previous: Evaluación aritmética   Índice General

Selección de la shell de ejecución

Si queremos que nuestro programa sea interpretado por una shell concreta lo podemos indicar en la primera línea del fichero de la siguiente forma

#!/ruta/shell

Por ejemplo, si queremos que sea la shell bash la que interprete nuestro script tendríamos que comenzarlo por

#!/bin/bash

En ciertas ocasiones es interesante forzar que sea una shell concreta la que interprete el script, por ejemplo si el script es simple podemos seleccoinar una shell que ocupe pocos recursos como sh. Si por el contrario el script hace uso de características avanzadas puede que nos interese seleccionar bash como shell.

Esta característica se puede usar para ciertos trucos de programación si sustituimos un shell concreto por una orden, dicha orden se ejecutará sobre el contenido del fichero. Por ejemplo, si quisieramos crear un fichero de autolectura en el momento de ejecución, podríamos usar como shell /usr/bin/less, por ejemplo:

#!/usr/bin/less

Cita de prensa tomada de la publicación de "El Byte sindicalista":


Queda descartada la huelga de bytes en los sistemas Linux. 
Parece que sus condiciones de trabajo en este sistema son 
más que aceptables y no plantean ni quejas ni plantes. 
El último "core" ocurrió hace ya varios años y desde entonces 
la confictividad laboral con los bytes no ha existido en los 
sistemas Linux en cualquiera de sus sabores. Los representantes 
de los bytes reconocen que en los sistema Linux tienen unas 
condiciones sanitarias óptimas, el riesgo de contaminación 
con bytes enfermos es inexistente salvo en casos de pruebas 
de laboratorio. También hemos observado que los bytes están 
muy satisfechos con los medios de transporte que disponen en 
los sistemas Linux, medios cómodos y eficientes.


No se puede decir lo mismo en otros entornos de trabajo donde 
los bytes se quejan continuamente de sus condiciones laborales: 
falta permanente de espacio, tanto en la RAM como cuando duermen 
en su disco duro en unos incómodos sistemas de ficheros. También 
se reflejan las quejas de los excesivos puntos control sanitario 
que tienen que tienen que sufrir en sus desplazamientos y operaciones. 
Estas quejas se traducen en conflictos laborales periódicos de 
diversa intensidad. Son muy habituales las huelgas de celo cuando 
el sistema lleva cierto tiempo trabajando lo que ralentiza el 
sistema productivo global. Cuando las condiciones se hacen 
insoportables se producen manifestaciones y revueltas acompañadas 
de pancartas azules para exigir mejoras laborales.

Apoyemos a los bytes en sus reivindicaciones laborales, porque 
mejorando las condiciones en que se desenvuelve la actividad de 
los bytes mejoraremos las condiciones de todos.

No a la explotación del byte



El Byte sindicalista, junio 2004

Y al ejecutar el fichero que contuviera este script, simplemente lo mostraría en la pantalla permitiendo desplazarnos por el texto usando la orden less que hemos reflejado en el encabezado del propio script.


Pedro Pablo 2001-12-14